miércoles, 1 de octubre de 2014

10 recomendaciones que debes de tener en cuenta para una entrevista de trabajo.


El encuentro personal con el seleccionador es fundamental en la búsqueda de un trabajo. De nada vale un excelente curriculum sino das la talla cara a cara
Publicado por: PildorasdeFe.net
 
  




------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------
Cuando se solicita un puesto de trabajo normalmente se va mucho más allá de la simple presentación de la documentación exigida. El encuentro personal con el seleccionador es fundamental en la búsqueda de un trabajo. De nada vale un excelente curriculum vitae si luego en el cara a cara no se da la talla.
Para realizar una entrevista eficaz, es necesario que se comunique eficazmente mediante las palabras, el tono de voz e imágenes visuales positivas. De esta manera, el empleador receptará un mensaje con niveles de seguridad, credibilidad, honradez, inteligencia, experiencia y educación adecuados para el trabajo.


Veamos algunas recomendaciones sobre cómo hacer una eficaz entrevista de trabajo.
  1. Da gracias a Dios. Encomienda tus palabras al Espíritu Santo y agradécele por esta oportunidad. Colócala en las manos de Dios para que sea Él quien te dirija.
  2. Conozca la empresa: Antes de acudir a la entrevista infórmese bien sobre la empresa: a qué se dedica, perspectivas, retos, cuanto tiempo tiene de fundada, cual es su lema, etc.
  3. Acuda seguro de sí mismo: Tenga la seguridad de que tiene algo que aportar a la empresa. Usted vale para el puesto que solicita.
  4. Expresiones alegres: La cara con una sonrisa y una actitud de simpatía en los gestos y formas. Esta actitud se consigue con la serenidad. A la hora de saludar al entrevistador déle un fuerte apretón de manos. Durante toda la entrevista demuestre entusiasmo sin grandes familiaridades.
  5. No dé la impresión de estar nervioso: Pero tampoco se muestre sobre seguro. Debe escuchar con mucha atención y puede tomar notas si lo desea; mire directamente a los ojos del entrevistador. Cuide su postura y sus acciones: no juegue con bolígrafos ni otros elementos en las manos.
  6. Que el tema del sueldo no sea lo prioritario durante la entrevista: Si se le pregunta sobre cuánto quiere cobrar, debe contestar con otra pregunta: "¿Cuánto suelen pagar en un puesto similar?". También puede decir que desearía conocer más detalladamente las características del puesto. Afirme que el sueldo es siempre una cuestión flexible y negociable y puede hacer una propuesta orientativa.
  7. No hable demasiado: Tampoco debe hacer referencia a su vida personal, a menos que se lo pidan. Deje espacios para que el entrevistador formule cuestiones de interés y donde se puedas valorar lo que usted se propone.
  8. Sea puntual y vaya vestido con normalidad acorde con el puesto que solicita: Sin exageraciones de ningún tipo. Causan mejor impresión los que van sencillamente vestidos y mantienen una actitud de respeto mutuo.
  9. Sea pulcro. Esmerate para lucir prolijo, limpio y sobriamente vestido. La buena presencia y la plcritud se relacionan con la el aseo y el orden.
  10. Salude con una sonrisa al despedirse. Debe realizar un saludo corto y formal. Estrechar la mano con seguridad mientras sonrie y agradecer por el hecho de haberlo tomado en consideración en la posibilidad de ocupar este puesto de trabajo.

Muchos candidatos son aptos, pero nos sorprendería saber cuántos no muestran sus actitudes adecuadamente en los procesos de selección. No debemos pedir un favor, sino ofrecer nuestro valor a la organización. No pensemos en lo que pueden hacer por nosotros, sino en cómo nosotros podemos aportar al proyecto.
Ahí fuera hay muchos tipos de empresas, algunas saben realizar un buen proceso de selección, pero otras no. Pase lo que pase no te rindas, aprende de cada piedra del camino y sigue adelante. Eres un gran profesional, tienes luz propia. Muéstrala, deslúmbralos y sigue adelante.

Si crees que este artículo ha sido de valor, por favor, compártelo en tus redes sociales, puede que un amigo o amiga lo esté necesitando en estos momentos.
--------
Fuente: buzoncatolico.com,
Con aportes de PildorasdeFe.net